DUDAS-QUE-ESTUDIAR

¿Has empezado una carrera pero te has dado cuenta de que “no es lo tuyo”

¿No tienes ganas de asistir porque te aburren las clases? ¿A medida que lo vas conociendo, no te ves haciendo ese trabajo para el que estas estudiando?

La realidad es que a los 18 años, por lo general no se está preparado para tomar una decisión tan compleja sin ayuda profesional. Por este motivo en España, de media el 22,5% de los universitarios abandona su carrera mayoritariamente el primer año. En la Formación profesional de grado medio y básica, debido a que la edad de incorporación a estos estudios es inferior, los datos son aun más demoledores y la cifra está en torno al 50%.

Sin embargo, te aconsejamos que seas positivo y veas el tiempo y el esfuerzo que le has dedicado hasta el momento a tu carrera, como una parte de un proceso de aprendizaje que te está ayudando a conocerte mejor y a definir qué es lo que de verdad quieres hacer.

Naturalmente te animamos a que en esta ocasión, antes de decidir qué nuevos estudios vas a emprender, busques ayuda profesional. Harás la mejor inversión de tu vida.

En Vocaciona queremos ayudarte a decidir; es lo que mejor sabemos hacer. Para ello ponemos a tu disposición un programa sencillo, personalizado y verdaderamente fiable en el que, con el apoyo de un orientador personal, te conocerás mucho mejor y estarás en condiciones de identificar esos nuevos estudios que, en concreto, mejor se adaptan a tus cualidades, valores, gustos y condicionantes personales y laborales.

Considera por un momento las ventajas de comenzar a descubrir tu vocación:

¡Parte con ventaja con respecto al resto!

Solo el 20% de los estudiantes tras comenzar un grado universitario o un ciclo formativo están satisfechos con su elección. Como resultado cerca del 20% de los universitarios y del 50% de los estudiantes de Formación Profesional abandonan sus estudios el primer año.

¡Siéntete motivado, disfruta más de tus estudios, y sácales el máximo partido!

Numerosos estudios realizados en diferentes universidades en el mundo demuestran que los alumnos que estudian por vocación “están más motivados, se ven afectados por un fuerte deseo de éxito y reconocimiento y disfrutan mucho más con la realización de las actividades propuestas”.

Optimiza tu empleabilidad:

Pese a lo que se podría pensar, si eliges tus estudios conforme a tu vocación mejorarán tus perspectivas de empleabilidad. La razón es sencilla: Una buena orientación vocacional no se limita a definir fortalezas, valores e intereses, también analiza en qué perfiles y sectores profesionales están y estarán las oportunidades futuras, de modo que puedas optimizar tus recursos. Además, al definir tu vocación serás más competitivo, gozarás de mayor motivación y por lo tanto tendrás más oportunidades. Según Chistopher Nye de la Universidad de Bowling Green, tras analizar 60 estudios con 15.000 participantes ha demostrado que los trabajadores que trabajan en puestos alineados con sus talentos e intereses tienen un notable mejor rendimiento laboral.

Felicidad:

Trabajar en algo que te apasione te aportará de manera natural un plus de motivación y energía frente a otros candidatos o empleados y esto facilitará que superes los naturales obstáculos que se sucederán en tu carrera profesional. Según la Encuesta de Adecco sobre Felicidad Laboral, un 82,9% de los trabajadores españoles cree que realizar un trabajo vocacional aporta mayor satisfacción a las personas.

Comparte si te ha gustado
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin

Sobre el autor del artículo Jesús Hurtado Martín

Jesús es docente, formador, coach, escritor, conferenciante y fundador de VOCACIONA, Escuela de Orientación Vocacional

Participa y deja tu comentario: